lunes, 9 de marzo de 2009

Soñé...una noche...en verano...



Al fin pude soñar contigo...


Soñé con tu dulce voz, que con cada palabra mueve mi mundo y me llevaba al cielo...


Soñé con tus ojos profundos y ardientes como el sol, que con el solo hecho de mirarlos quedas cegada...esos ojos que hablan mas de lo que debieran...eso ojos que con una sola mirada me desnudan hasta el alma...


Soñé con tu boca, con tu deliciosa boca que parece llamarme a través de esos labios que piden encontrar el rumbo de los mios...


Soñé con tus manos recorriendo cada centímetro de mi cuerpo, poseyendo cada punto de mi piel que gritaba tenerte más, mucho más cerca...


Soñé con tus besos, que se apoderaban de mi boca con pasión y que descubrían en cada rose de tus labios contra los míos un nueva forma de apoderarse de mi alma...


Soñé con tu cuerpo... con tu glorioso cuerpo, y sentí como cada curva de mi propio cuerpo se amoldaba al tuyo, convirtiéndose en uno solo...


Soñé que eras mio...

tan sola y completamente mio...

y yo tuya, tan sola y completamente tuya.

2 comentarios:

  1. beiias palabras puro soñandoo tu po ooe! :) solo beias palabras q suenan para una cancion i para un alma desesperaada! q buska su plenitud en las palabras! :D

    ResponderEliminar
  2. inspirador....

    creo que definitivamente me transporté a un lugar bien lejos....

    que recuerdos han llegado a mi mente...!!!

    ResponderEliminar